jueves, 24 de enero de 2013

Tarta Sacher

La historia es esta: un día mi mujer fue a un congreso a Viena y cuando volvió se puso a hacer tartas Sacher.

Parece un chiste, pero más o menos sucedió así.



Vamos ahora con la tarta...

Ingredientes para el bizcocho:
  • 120 grms. de harina
  • 150 grms. de chocolate negro
  • 150 grms. de azúcar
  • 100 grms. de mantequilla
  • 4 huevos
  • 1 cucharadita de levadura en polvo
  • tu mermelada favorita

para el almíbar:
  • 100 grms. de azúcar 
  • 100 grms. de agua

para la cobertura:
  • 150 gr de chocolate negro
  • 150 gr de nata líquida
  • 75 gr de mantequilla

Antes que nada precalentamos el horno. Así lo tendremos a punto.

Vamos a hacer el bizcocho. Ponemos el chocolate y la mantequilla en un cuenco y lo derretimos en el microondas a temperatura suave. Removemos bien y reservamos.

Separamos las claras (que reservaremos) de las yemas. Batimos las yemas con la mitad del azúcar en otro cuenco hasta que se blanquee la mezcla. Añadimos entonces el chocolate derretido y batimos un poco más. Incorporamos la harina, que tamizaremos para que quede fina, y la levadura. Removemos bien para que todo se integre.

Montamos ahora las claras con la otra mitad del azúcar. Cuando las tengamos a punto de nieve, las echamos en el cuenco con los demás ingredientes y removemos CON MUCHO CUIDADO para que las claras no se bajen.

Engrasamos con mantequilla un molde para tartas y echamos la mezcla que hemos estado trabajando. Lo metemos en el horno a 180º durante unos 25 minutos, vigilando que no se queme. Si véis que puede pasar esto, lo cubrís con un trozo de papel de aluminio. Cuando esté listo, lo dejamos que se enfríe.

Nos toca ahora desmoldar el bizcocho y cortarlo en dos partes para rellenarlo. Utilizad un cuchillo de sierra o uno jamonero.

Preparad el almíbar poniendo el agua y el azúcar en un cazo y dejando que hierva. Empapad bien el bizcocho con el almíbar. Que quede jugosito. Si queréis, podéis añadir algún licor (sólo si no lo van a comer los niños de la casa).

Untad una buena capa de mermelada entre las dos partes del bizcocho

Para la cobertura, calentad la nata en un cazo hasta que empiece a hervir y apartad del fuego. Añadid el chocolate en trozos y la mantequilla. Removed suavemente hasta conseguir una mezcla homogénea. Poned la tarta sobre una rejilla y verted la cobertura. Cuando el chocolate se solidifique, guardad la tarta en la nevera para que esté bien fría a la hora de servir.
Publicar un comentario

Imprimir receta

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...