martes, 8 de noviembre de 2011

Calabaza con parmesano y pasta filo

Sabéis lo que me gusta cocinar con calabaza, sobre todo en esta época del año.
Esta vez se trata de rellenarla con queso parmesano y pasta filo y hacerla al horno.

Ingredientes:

  • 1 calabaza del tipo "sepallo" o cacahuete, lo más redondeada posible.
  • 250 gramos de queso Parmesano
  • 5 hojas de pasta filo
  • 50 gramos de mantequilla
  • tomillo
  • sal y pimienta

Vamos a precalentar el horno a 200 grados porque lo primero que vamos a hacer será asar la calabaza entera durante 20 minutos. No queremos que se cocine completamente, sino que se ablande lo suficiente para poder trabajarla.

Una vez hecho esto, cortamos la tapa y sacamos con cuidado toda la pulpa, intentando no perforar la piel. Nos debe quedar la pared de la calabaza lo suficientemente gruesa para que no se deshaga (1 cm, más o menos).

Desechamos las pipas y mezclamos la pulpa en un cuenco junto con la mantequilla, un poco de sal y de pimienta, un poco del tomillo (reservamos algo para adornar) y 200 gramos del queso, rallado.

Forramos el interior de la calabaza con las hojas de pasta filo, procurando que queden bien pegadas a las paredes. Si sobresalen mucho por arriba, las podéis cortar.

Rellenamos ahora con la mezcla del cuenco y la volvemos a meter al horno hasta que quede bien doradita (20 minutos, más o menos). Ahora la sacamos, rallamos el resto del parmesano por encima y ponemos unas ramitas de tomillo. La devolvemos al horno y gratinamos durante 5 minutos.

Para servir, la tenéis que cortar como una tarta: en porciones. Las capas de pasta filo entre la piel y el relleno le aporta un toque crujiente muy curioso.
Publicar un comentario en la entrada

Imprimir receta

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...